Una alternativa a seminario

Corría el año 2018 y en el mes de noviembre concurro al médico a realizarme unos controles de rutina ya que venía muy agotado tanto física como emocionalmente producto de mi actividad laboral y problemas familiares. Ese mismo día quedo internado por orden del cardiólogo ya que según sus palabras estaba a punto de un acv. Para mi sorpresa me realizan un estudio de angioplastia y descubren 3 arterias tapadas al 100 por ciento. Fue todo tan rápido e inesperado que al otro dia estaba en el quirófano listo para que me colocaran los stent cardiacos, el pronostico según los intervensionistas eran reservados por la gravedad de las arterias tapadas.

Yo ignorando todas esas novedades que transmitían a mi familia estaba en completa paz sabiendo que mi cirujano el señor Jesús tenía el control del equipo mêdico que llevarían a cabo la intervención.No podre olvidarlo jamás lo que ocurrió en ese quirófano, en primer lugar los médicos y enfermeras se sorprendían por la paz que tenía sabiendo que mi vida pendía de un hilo.Y aquí se cumple la palabra que dice “tú guardaras en completa paz aquel cuyo pensamiento que en ti persevera porque en ti ha confiado.” Lo mejor estaba para llegar y fue así en el momento que me están colocando el stent cardiaco y yo orando al padre observo por mis venas y escucho su voz que me dice todo estará bien y él comienza a introducirse por mis arterias y comienza a destaparla hasta que finalizan el trabajo los cirujanos y me dicen, “Juan fue un éxito la operación.”

En ese mismo momento le dije al padre los muchos años de vida o pocos que me añadas van a hacer para servirte y honrarte como tú quieres. En los días posteriores vendrían la colocación de los 2 últimos stent cardiacos que faltaban. Resultado con exitó total según los médicos.

Ya transcurrieron 2 años de esas intervenciones y para la gloria de dios y para mi beneficio estoy realmente sano. Es por eso que me preparo para servir al señor con excelencia no improvisando sino ser útil a la comunidad apuntalando a una generación en el conocimiento de la palabra. No me quiero extender solo que al hablar del dador de la vida sola nos queda gratitud.

Estoy casado hace 32 años con hijos mayores y mi llamado es a la enseñanza de hecho ya estuve estudiando en seminarios bíblicos de mi país. Pero en esto encontré algo distinto que enriquecerá aun más el llamado, una alternativa a seminario. Que el señor bendiga a todos los miembros que componen el ILC. Y a cada alumno que se está preparando. AMEN.

Aprenda más sobre ILC y clases ofrecidasRegístrese hoy mismo de forma gratuita sin obligaciones. Tome nuestra clase de introducción para aprender más sobre el Instituto y cómo es posible estudiar la Biblia con nosotros. Creemos que todos pueden tener acceso a estudiar la biblia y ministrar la Palabra de Dios.