Difundir La Palabra del Señor a mi prójimo

Difundir La Palabra del Señor a mi prójimo

Concientizarlos de la iniquidad que nos aleja de los caminos de Dios

Desde mi adolescencia tengo conocimiento de La Palabra de Dios ya que estudié en un colegio evangélico en la ciudad de Cuenca (Ecuador). Desde entonces, hasta hace más de 28 años, que me bauticé y que conocí a mi compañera de vida, mi esposa, quien es bautizada y también es conocedora de La Palabra y practicante de la fe evangélica.

Nos casamos en la Iglesia Bíblica Cristiana de la ciudad de Guayaquil, Ecuador. Presentamos en la iglesia a nuestros dos hijos quienes también se bautizaron en la fe y se mantienen en los caminos del Señor hasta la fecha.

“Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios, siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús” (Romanos 3:23-24).

En mi diario vivir, veo la necesidad de difundir La Palabra del Señor a mi prójimo, a aquel que aún no le conoce, y concientizarlos de la iniquidad que nos aleja de los caminos de Dios y, a través de una acertada doctrina, llevarlos a los pies de Cristo.

Solo como ejemplo, veo todos los dias las noticias de asesinatos y suicidios en la ciudad donde vivo, Guayaquil, Ecuador, lo que demuestra ausencia de temor a Dios de esas personas y hace que me esfuerce por conocer más y acertadamente La Palabra de Dios.

Por eso he buscado en el Instituto de Lideres Cristianos la oportunidad de formarme adecuadamente para poder servirle mejor a Dios. Siento en mi corazón la necesidad de estudiar para poder ayudar más en la obra. A pesar de mi edad, 59 años, tengo el entusiamo y el apoyo de mi familia que me motivan a seguir adelante.

YouTube

@institutodeliderescristianos

Aprende más sobre el poder de Dios a través de las Clases Ofrecidas por ILCRegístrate hoy mismo de forma gratuita y sin obligaciones. Toma nuestra clase de Conexiones de Líderes Cristianos para aprender más sobre el Instituto y cómo es posible estudiar la Biblia con nosotros. Creemos que TODOS pueden tener acceso a preparación formal cristiana y ministrar la Palabra de Dios.

Translate »