Escuela de Liderazgo en la Iglesia

Hay la posibilidad de una formación más profunda y seria

¡Escuela de Liderazgo en la Iglesia! Mi nombre es William Armando Nova, tengo 44 años, vivo en Colombia en la ciudad de Pasto, casi frontera con el Ecuador, hace más de 6 meses aproximadamente. Estoy separado hace 3 años y tengo un hijo de 9 años con quien tengo una excelente relación. Recibí a Cristo en mi corazón hace 20 años.

En mi conversión, Dios manifestó su poder al llevarme a una casa en Bogotá, Colombia, donde se hacían reuniones. Me compartieron de Jesucristo en diferentes momentos; lugares extremos y opuestos de la ciudad. Diferentes a la casa donde inicialmente asístí. Acepté la invitación de uno de ellos y mi sorpresa fue que en uno de estos grupos estaba otra persona que meses anteriores me había hecho la invitación.

Aunque sentía un fuerte llamado al ministerio no presté mucha atención. Busqué siempre desarrollar mi vida con muchos proyectos en el ámbito secular. Siempre tratando de estudiar pero nada respecto al ministerio. Durante todo este tiempo siempre me negaba a ver el ministerio como lo que Dios me estaba llamando hacer. Con mis acciones lo evadí, tanto así, que casi alejado por completo de la iglesia, hace 4 años, hacia mediados del 2017, las cosas en el hogar comenzaron a ir mal hasta que en el 2018 mi exesposa me pide la separación.

Empecé a buscar de Dios para que el restauré el hogar pero esto no sucedió. Después de la separación me traslado de ciudad. A inicios del año 2019 en la ciudad de Villavicencio, Colombia en la iglesia local de Filadelfia, Dios en un retiro restaura mi vida espiritual. Allí, Dios nuevamente en su misericordia me confirma el llamado al ministerio y soy bautizado por el Espíritu Santo. En la iglesia me comprometo y empiezo a servir en lo que la iglesia necesite.

Comienzo a compartir del amor de Dios, anhelando que mi familia; mamá, hermanos, sobrinos, conozcan el evangelio de nuestro Señor Jesucristo. También en algunos barrios y en calles, a quien tuviera la oportunidad le compartir el evangelio. Realicé la escuela de liderazgo en la iglesia, donde después de terminarla, el Pastor por gracia de Dios me permite dirigir un grupo “célula” de jóvenes.

“Si somos infieles, él permanece fiel, pues él no puede negar quién es” (2 Timoteo 2:13 NTV).

Por razones económicas a finales del 2020 me traslado a la ciudad de Pasto, Colombia. En esta ciudad sigo conectado con la iglesia recibiendo los servicios por Internet y es aquí donde siento la necesidad de prepararme para realizar el ministerio de la manera más adecuada. Veo la necesidad que hay de Dios en las personas; quienes tienen una vida religiosa, pero sin una verdadera relación con Dios, sin un nuevo nacimiento, personas sin dirección espiritual llevando vidas sumergidas en el pecado.

No teniendo los recursos económicos para estudiar empiezo a sentirme un poco abrumado, busco en Internet si hay la posibilidad de tomar algún curso o taller gratuito acerca del evangelio. ¡Y qué bendición! Me encuentro que hay mucho más que un curso; hay la posibilidad de una formación más profunda y seria. Gracias a Dios me encuentro con el Instituto de Líderes Cristianos.

En ILC veo la oportunidad de prepararme y poder responder al llamado de nuestro Señor Jesucristo. Dios les continúe bendiciendo por ayudarnos a todos aquellos que sentimos la necesidad de prepararnos para servir al llamado de Dios.

YouTube

@institutodeliderescristianos

Aprende más sobre el poder de Dios a través de las Clases Ofrecidas por ILCRegístrate hoy mismo de forma gratuita y sin obligaciones. Toma nuestra clase de Conexiones de Líderes Cristianos para aprender más sobre el Instituto y cómo es posible estudiar la Biblia con nosotros. Creemos que TODOS pueden tener acceso a preparación formal cristiana y ministrar la Palabra de Dios.

Translate »